Fedispetrol pide al Gobierno acciones inmediatas para evitar quiebras en las EDS

Compartir en:

Los empresarios de las estaciones de servicio, asociadas a la Federación Colombiana de Distribuidores Minoristas de Combustibles y otros Energéticos, FEDISPETROL, lanzaron de nuevo un S.O.S. ante el gobierno nacional para que actúe con carácter de urgencia y evite la quiebra que se cierne sobre el sector por cuenta de una serie de factores, unos estructurales y otros coyunturales, según su presidente ejecutivo Álvaro Younes Arboleda.

El dirigente gremial sostuvo una reunión con el viceministro de Minas y Energía, Diego Mesa, para exponer las aspiraciones del gremio que trabaja con seis (6) del total de siete organizaciones regionales del país para alcanzar las metas de los empresarios y evitar que los problemas que arrastra el sector desde hace tiempo y los ocasionados ahora por el coronavirus, acaben con la actividad o la deje maltrecha.

“La situación es dramática y estamos sumamente afectados porque en las estaciones de gasolina no hay venta de combustibles y estamos sufriendo la soledad absoluta que deja el confinamiento preventivo obligatorio, pero también estamos afectados por decisiones que el Gobierno no ha resuelto, como es su interés”, dijo Younes Arboleda, al insistir que los empresarios están al borde de la insolvencia.

Según el dirigente gremial, la primera tarea es extender los alivios financieros anunciados por el Gobierno a los empresarios, durante el tiempo que dure la emergencia o mínimo durante los próximos dos meses, y así enfrentar las dificultades en el pago de las obligaciones contractuales, laborales, de arrendamientos y otros compromisos para continuar con la prestación del servicio en medio de la crisis.

En segundo lugar, dijo Younes Arboleda, se requiere que se suspenda provisionalmente las obligaciones contractuales para el cumplimiento de cuotas en galones y/o metros cúbicos con los mayoristas y proveedores de gas natural vehicular.

Younes Arboleda planteó en tercer lugar como muy necesario evaluar fórmulas adicionales a las del “alivio financiero” y que se amplíen los plazos de refinanciación en las obligaciones adquiridas con los mayoristas y proveedores de gas natural vehicular, al igual que extender el plazo de 30 o 60 días a la red minorista para el pago en la sobretasa a la gasolina e IVA.

El dirigente gremial también lamentó la decisión del Gobierno de reducir el precio de la gasolina en 1.200 pesos por galón desde pasado el 16 de marzo, sin haber concertado, pero sobre todo sin haber avisado con tiempo, lo que ocasiono compras a un mayor valor y venta al precio fijado unilateralmente, lo que provocó una pérdida “inmediata y sistemática” en las estaciones de servicio cuando se presentó una drástica caída en las ventas.

El dirigente presentó el 26 de marzo ante el presidente Iván Duque, la ministra de Minas y Energía, María Fernanda Suárez, un documento técnico en el que explica que las acciones solicitadas buscan mitigar la situación de pequeños y medianos empresarios, la de sus familias y la de los trabajadores del sector.

“Estamos cumpliendo con todas las obligaciones y pasivos laborales de nuestros empleados, así como con la obligatoriedad del pago de todos los servicios públicos para el funcionamiento de cada una de nuestras estaciones”, aseguró Younes.

Advirtió también que debido dichos factores se está generando un escenario en el que se hace imposible el cumplimiento de los compromisos económicos con los trabajadores, y “esto puede derivar en la quiebra del sector, el cual es vital para los restantes sectores productivos del país”.

“No queremos que los puestos de trabajo se pierdan, si se pueden recibir el apoyo del Gobierno porque las pérdidas de los primeros días del aislamiento preventivo obligatorio fueron en promedio del 80%”, puntualizó Younes Arboleda.

El dirigente resaltó que viene trabajando con las agremiaciones en las regiones como AES en Antioquia y Chocó; SODICOM en Valle, Cauca y Putumayo; FECEC en Bogotá, Cundinamarca y Llanos, ESOCOL en Boyacá y Casanare; FEBECOL en Santander y Cesar; ASESNORT en Norte de Santander. Las anteriores Federaciones, representan más del 80% de las Estaciones de Servicio y casi un 90% del combustible vendido en